MORDEDURA  DE PITBULL

Los perros Pitbull. Históricamente criados con el fin  de ser un  perro de trabajo y de alto rendimiento. No tiene igual en el mundo canino en cuanto a coraje  se  refiere, su resistencia, indiferencia al dolor, y perseverancia en resolver cualquier desafío. Todo  esto Ligados  a  la  mala  crianza por  parte  de  sus  amos, por someterlos a castigos y mantenerlos  amarrados  con  sogas y  cadenas  por  mucho  tiempo, lo único  que  han  logrado es despertar  su furia e  instinto de coraje para  atacar,   a  cuanta  cosa  que  se  encuentre  en movimiento.

Este nuevo incidente provocado por esta raza de canes, generalmente utilizados en peleas ilegales, fue provocado accidentalmente  cuando  el  niño   quien  se  había  escapado  de  la  casa  llego  cerca  al  lugar  donde  se  encontraban  los  perros, la cadena  excesivamente  larga  logro  que  este can, alcanzara morder  al  niño  cuando  se  encontraba  a  pocos  metros  de  su  casa ubicado  en  la  asociación  de  vivienda  la  florida en  Puente  Piedra.

Luego  de  ser  rescatado fue  conducido  al  Hospital  de  Puente  Piedra  donde  los  médicos  le practicaron  con  urgencia  una  cirugía  reconstructiva  de  rostro, también el  niño presenta lesiones  en  el  brazo  y  fractura  en   la  pierna derecha  por  lo  que  permanecerá  más  tiempo  hospitalizado.

El can, con  nombre desconocido  se  encontraba  sin  bozal, reaccionó agresivamente al observar  al  menor cerró sus mandíbulas sobre la  pierna   y a pesar de los gritos y esfuerzos de éste por zafarse de sus colmillos, el  can  se  negó  soltarlo solo  fue  posible  liberar  al  niño reducido a palos y  con  una  cadena lograron  estrangularle  el  cuello  por  un  instante  hasta  que  soltara  al  menor,  mientras  el  otro  can  mordía  parte  del  rostro como  si  fuera  una  cena.

pit_1En  horas  de  la  tarde  el  perro  fue  llevado  al  centro  antirrábico  para  quedarse  en  observación  en  tanto  los  familiares  pidieron que  el  perro  sea  eliminado por  ser de  alta  peligrosidad.