ENTIERRO
ENTIERRO

Dentro  de  un  mar  de lagrimas   y  gritos  de  dolor  protagonizados  por  sus seres  queridos  fue  enterrado   el  cuerpo sin  vida   de Sebastián  Romero  Montenegro,  quien falleciera en un  hospital norteamericano, lugar  donde  fue trasladado para  recibir  un  tratamiento  especializado producto del  80  % de  quemaduras que  presentaba  por  causa de  la  explosión  de  un  balón  de  gas   de  100  libras,  hecho  sucedido   en un  depósito  de  Repsol  en  Puente  Piedra.

Al  momento  de  bajar  el  féretro  a  la  fosa  del  cementerio  los  Jardines  del  buen  Retiro, el  Padre repitió  una  frase  en  común, que  a  ambos  durante  todo  este  tiempo  los   estuvo acompañando  hasta  que  Sebastián  dejara  de  existir,  “  ser  fuerte  como en  león”. queda   como  una gran lección  de  vida gracias  al  valor que  tuvo   Sebastián para  afrontar  sus  últimos  días  de  vida. Estas  palabras  causaron   un  profundo  dolor a muchos  de  los  participantes  al   cortejo  fúnebre.

La  madre  aun,  muy  acongojada y delicada   de salud,  acudió al  campo  santo por  última  vez  a  despedir  a  su  único  hijo, gracias  a un permiso  especial  que  le  otorgara  el  nosocomio  donde  se  encuentra  actualmente  internada.

Vecinos  afectados  del  lugar pidieron que  esto  no  quede  impune, que  se  sancione  a  los  responsables para  que  no  se  vuelva  a  repetir hechos  similares  causando  tragedias   a  muchas  familias  inocentes. Exigieron mayor  fiscalización  a  los puntos  de  venta de gas  domestico, que cumplan  todas  las medidas  de  seguridad  para  proteger  a la población. Considerando  que actualmente varios  de  los  heridos  se  encuentran  en  recuperación y  hay  daños  materiales  por  causa  de  este  lamentable  hecho.

 

ENTIERRO
PADRES DE SEBASTIAN.